Por: Cruz, Anita Micaela.

En más de 170 países se celebra, del 1 al 7 de agosto, la Semana Mundial de la Lactancia Materna, con el propósito de fomentar la misma para mejorar la salud de los bebés.

semana de la lactancia materna, el antigal
semana de la lactancia materna, el antigal

Desde su inicio en la década de los 90 se celebra en la primera semana del mes de agosto, a nivel mundial, este evento en donde cientos de madres con sus niños ayudan a concientizar sobre la importancia de amamantar en los primeros seis meses de vida. Estas actividades se realizan primordialmente al aire libre, puesto que de esa manera la gente empieza a acercarse de a poco al lugar con el propósito de informarse acerca del tema.

Quienes están muy presentes en esto son, UNICEF y la Organización Mundial de la Salud, quienes son los responsables de esta hermosa celebración. En nuestro país, el Ministerio de Salud lanzó spots publicitarios para persuadir a los argentinos y así lograr en este año 2017 una gran convocatoria. De este modo, se espera desde el Ministerio y diferentes organizaciones, que la gente se involucre, tome conciencia y acompañe dicha jornada, ya que es muy importante el derecho a lactar.

La leche materna es el alimento más admirable establecido por la propia naturaleza y se le puede suministrar a los bebés desde el primer día de vida, debido a que tiene nutrientes, factores inmunitarios y anticuerpos que ayudan a evitar enfermedades, tener una salud bucal enérgica y a reforzar un vínculo especial entre madre e hijo.

Pero no todo es color de rosa. En la Argentina es importante este tipo de jornadas en los espacios públicos debido al prejuicio que se generó hace un tiempo atrás, donde hubo movilizaciones solidarizándose con las madres y sus niños. Cabe recordar el desagradable momento que le tocó vivir a una joven mamá, Constanza Santos, quien se encontraba en una plaza de San Isidro (Buenos Aires) junto a Dante, su niño de apenas nueve meses. Fue sorprendida por efectivos policiales que le pidieron que se retire del lugar porque lo que estaba haciendo estaba prohibido por la ley y que si se resistía podía ser detenida. Esto generó gran inquietud en la sociedad. Se dio con que no hay ninguna ley que ampare a las madres y su derecho a amamantar en la vía pública. A partir de esto, en diferentes provincias se lucha cada día por este estatuto y por la incorporación de la Ley Nacional N°26.873, de Promoción y Concientización Pública sobre la Lactancia Materna, de la mano de diferentes agrupaciones feministas, quienes apoyan junto a miles de mujeres del país este proyecto para que los niños disfruten de lactar donde y cuando lo deseen sin ninguna crítica moral.

Además de la conmoción que se creó luego de que el país acompañe esta lucha, también crecieron  La Liga y Los Bancos de Leche, asociaciones sin fines de lucro que buscan promover y proteger la lactancia materna. En los Bancos, las madres donan su leche a niños que por diferentes circunstancias no pueden adquirir la de su propia madre, también lo hacen para prevenir la desnutrición y la mortalidad infantil.

Es importante que en cada lugar se realicen este tipo de actividades, ya que los niños son los más indefensos y tienen el derecho a crecer sanos. Brindar la lactancia es un acto natural.

El objetivo de esta jornada es sensibilizar sobre la no discriminación a las madres que dan el pecho en lugares públicos y por sobre todo, informar sobre los beneficios de amamantar.

*Anita es estudiante en Lic. en Cs. de la Comunicación.