En el día de ayer, la gobernadora, Lucía Corpacci, repudió la polémica decisión del Gobierno nacional de dar de baja a miles de pensiones por invalidez o incapacidad, que, en el caso específico de la provincia de Catamarca, afectó a 450 personas de acuerdo con cifras del Ministerio de Desarrollo Social.

A través de su cuenta de Twitter, la Gobernadora, aseveró que “no se puede abandonar a quienes más ayuda necesitan” y consideró como “imperativo sostener las pensiones para discapacitados”.

“Sí a todos los controles, no a los recortes de un aporte vital para miles de familias. Es un derecho y está vigente, la ley que lo sostiene”, expreso.

Por su parte, el ministro de Desarrollo Social, Daniel Barros, pidió al Gobierno nacional que revea su decisión que afecta a unas 80.000 personas en todo el país al considerar que “constituye una arbitrariedad violatoria de elementales derechos adquiridos”.

El ministro sostuvo que están analizando la posibilidad de presentar amparos colectivos en contra de la decisión del ministerio que conduce Carolina Stanley. Cabe destacar que similar medida fue anunciada por el Defensor del Pueblo de la provincia de Tucumán.

Quien también se manifestó en contra de la decisión del ejecutivo nacional fue el ministro de Gobierno y Justicia, Gustavo Saadi. El funcionario consideró como “inaceptable” la medida al sostener que “este aporte del Estado a las personas que más requieren de una ayuda oficial es un derecho adquirido, y por encima de cualquier legislación, existe un principio de humanidad y solidaridad”.

Saadi agregó que “no puede utilizarse el argumento de que hay pensiones mal otorgadas para eliminar a miles de beneficiarios, y mucho menos sin previo aviso”.

Para finalizar fue contundente al declarar “El que cobra y no lo necesita debe dejar de cobrar, pero si con la excusa de recortar gastos le vamos a quitar este beneficio a miles de personas estamos muy mal como sociedad”.

Tweets de la Gobernadora.
Tweets de la Gobernadora.